Saltear al contenido principal

Condena a un cirujano de Almería por practicar una colostomía a una paciente que tenía un tumor de colon, cuando la primera opción terapéutica hubiera sido quimio y radioterapia

El Juzgado de Primera Instancia de Almería, en procedimiento tramitado por los servicios jurídicos de El Defensor del Paciente, ha condenado en sentencia de 23 de mayo de 2008 al Dr. A. N. C. a indemnizar a su paciente Doña P. L. E. en la cantidad de 101.437,75 euros.

La paciente acudió en agosto de 2005  al cirujano Dr. A. N. C., quien le diagnosticó un tumor de colon y la intervino quirúrgicamente de resección abdominoperineal (colostomía).

Posteriormente la paciente supo a través de especialistas en oncología que  para el tipo de tumor que padecía lo más indicado era un tratamiento de radio y quimioterapia, y sólo en el caso de fallar éstos, el quirúrgico realizado.

Doña P. L. E. interpuso demanda en la que solicitaba que el médico la indemnizase, no por haberla operado mal, sino porque la colostomía no era la primera opción terapéutica, sino que éstas eran la radio y la quimioterapia de las que no le informó previamente, y ahora la sentencia le da la razón y establece que aunque “…no se acredita pues negligencia en la práctica de la intervención, ni en el postoperatorioel demandado en el presente proceso no ha acreditado en lo relativo a que hiciera saber a la actora que existía la alternativa de tratamiento de elección de quimio y radioterapia, tal y como informa el Centro Oncológico M. D. A., así como igualmente y como se recoge en el informe emitido por la perito que depone en el presente procedimiento de que dicho tratamiento da una supervivencia del 70% a los cinco años, con lo que el demandado infringió el deber de información médico…

“…En el caso de autos resulta evidente que la información proporcionada no fue la oportuna y razonable en relación a la intervención y el usuario…”

“…El tratamiento con quimio y radioterapia se considera un tratamiento de elección y como consta en el informe de la Dra. O. C. se trata de un tratamiento de elección para el tipo de tumor que padece la actora, existiendo un índice de supervivencia del 70% a los cinco años, sin que se excluya la intervención quirúrgica del tipo de la realizada por el demandado a la actora, si bien la recomendación de la misma se reserva para el caso de fallo de tratamiento quimioterápico…”

Por último, la sentencia fija las bases de la cuantía indemnizatoria sobre la consecuencia de la colostomía (ano contranatura) y perjuicio estético bastante importante.

La defensa de la paciente ha sido tramitada por el Letrado D. Ignacio Martínez, especialista en derecho sanitario y adscrito a los servicios jurídicos de El Defensor del Paciente.

 

Volver arriba